El 30 de noviembre de 1906 nació en Ixhuatán, Oaxaca, el escritor, orador, político e historiador Andrés Henestrosa Morales, un mexicano que, hasta los 15 años de edad, sólo habló en idioma zapoteco.

Andrés HenestrosaTras haber iniciado sus estudios en Oaxaca, el joven Andrés se instaló en la Ciudad de México e ingresó a la Escuela Normal de Maestros, donde aprendió a dominar la lengua española. Más tarde completó su formación en las escuelas Nacional Preparatoria (graduándose como Bachiller en Ciencias y Artes) y en la Nacional de Jurisprudencia, institución en la que no llegó a terminar la carrera de Derecho.

Su faceta de escritor comenzó a surgir durante su formación en la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad Nacional Autónoma de México, donde uno de sus profesores lo alentó a escribir las leyendas y fábulas que, como alumno, contaba de forma oral. Así, pudo dar inicio a lo que, con el tiempo, se transformaría en una extensa obra llena de ensayos, relatos y artículos.

Durante 1936, Andrés Henestrosa recibió una beca por parte de la Fundación Guggenheim para realizar estudios sobre la importancia de la cultura zapoteca en América. Tras un periodo de investigaciones en Estados Unidos, la iniciativa concluyó con la fonetización del idioma zapoteco, la creación de su alfabeto y la de un diccionario donde los términos provenientes de esa lengua estaban traducidos al español.

A lo largo de su vida, el autor no sólo formó parte de la Academia Mexicana de la Lengua, sino que también fue senador y diputado, prologó más de 40 obras tanto de autores mexicanos como de extranjeros, colaboró con las publicaciones más importantes de su país, dirigió las revistas “El libro y el pueblo” y “Mar abierto”, fundó “Las letras patrias”, enseñó lengua y literatura y se desempeñó como jefe de departamento de Literatura del Instituto Nacional de Bellas Artes, entre otras actividades.

“Los hombres que dispersó la danza”, “Caminos del corazón”, “Retrato de mi madre”, “Los cuatro abuelos” y “Espuma y flor de corridos mexicanos” son algunas de las obras publicadas por este premiado y reconocido mexicano que falleció el 10 de enero de 2008 en la Ciudad de México.