Fragmentando la obra de Antonio Machado

Fragmentando la obra de Antonio Machado

Antonio Machado nació el 26 de julio de 1845 en Sevilla y perteneció a la Generación del ´98, período sumamente fructífero en España en lo que se refiere a lírica. Fue uno de los poetas más reconocidos y que aún se estudian y valoran de aquel período.

Antonio Machado se caracterizó por ser un escritor transparente y un poeta claro, utilizando una forma de expresión capaz de ser comprendida por cualquiera.

Habló de él, de su pueblo, de su España, entregando en cada oración y en cada prosa un trozo de su alma.

Cabe aclarar que es uno de los que creadores de la Silva Arromanzada, que consiste en una fusión de versos impares disonantes y de rima asonante en los pares.

 

La variedad en la obra de Machado

Al leer la poesía de Antonio Machado podemos descubrir los cambios no sólo que se dieron en su persona sino en su estilo literario con el correr de los años.

La fiebre que destaca en sus primeros versos, nacidos e impregnados del modernismo que florecía de manera intensa en esas épocas donde la revolución industrial mostraba más intensamente el giro que podía traer al mundo, contrasta con el escepticismo hacia los nuevos rumbos que tomaban las sociedades y la tristeza presente en sus últimos versos, viendo la decadencia de su España por culpa de ciertas ideas modernas.

La obra de Antonio Machado fue sumamente extensa. La primera publicación se realizó en 1893 y constó de escritos en prosa y en 1901 vieron la luz sus primeros poemas.

En sus innumerables poemas habló de España, de su región andaluza de Sevilla, de la vida, de los desencuentros amorosos, de los gobiernos nefastos, de las decisiones que avasallaban la vida de los ciudadanos, y también dedicó un espacio para sus amigos, a quienes escribió poemas especialmente, ellos fueron: Rubén Darío, Unamuno, Valle-Inclán y Juan Ramón Jiménez.

Cabe destacar de Antonio Machado que ha sido un artista que ha cultivado varios géneros: la lírica, donde no sólo ha hecho romances y poemas tradicionales sino incluso cultivado la rima heptasilábica y endecasilábica, teatro y prosa.

 

 

Machado dedicó muchos de sus versos a España

 

 

Las poesías de Machado muestran una constante inclinación del poeta hacia el modernismo a la vez que una acérrima pasión por las tradiciones lo cual vuelve su lírica una mina de buenas métaforas, de variadas rimas y de presentes opuestos en juego.

No puede negarse que los poemas publicados en «Soledades» pertenecen a este poeta, sin embargo estos versos no se parecen en nada a los de «La Guerra» publicada ya en el período de la Guerra Civil en España.

 

La obra de Antonio Machado

En «Soledades» (1903) pueden hallarse versos de índole modernista, motivado por las emociones propias de un joven de la época ante el auge de las nuevas fábricas y de la primera fase de la industrialización de la vida. Se puede notar a un Machado sumamente comprometido con los cambios y atento a cuanto le rodea, lleno de esperanza, optimista pero un tanto conservador en los rescoldos.

«Rechinó en la vieja cancela mi llave;
con agrio ruido abrióse la puerta
de hierro mohoso y, al cerrarse, grave
golpeó el silencio de la tarde muerta».

 

En «Juan de Mairena. Sentencias, donaires, apuntes y recuerdos de un profesor apócrifo» (1936) a las puertas del comienzo de la Guerra Civil en España, podemos notar a un Machado desgastado por la vida, por la miseria que ve a su alrededor y decepcionado porque la era industrial no significó para su España lo que se suponía sería, un arma de libertad de progreso, de una mejora en la calidad de vida. En uno de los poemas que Machado envía a Miguel de Unamuno puede leerse:

«Señor, me cansa la vida,
tengo la garganta ronca
de gritar sobre los mares,
la voz de la mar me asorda».

 

 

Obra de Antonio Machado

 

 

En los versos endecasílabos destacan «Los sueños dialogados» mientras que en los endecasíbalos no puros (su estilo lo llevó a mezclar los versos endecasílabos y heptasílabos) sobresale su «Campos de Castilla»

«Mi infancia son recuerdos de un patio de Sevilla,
y un huerto claro donde madura el limonero;
mi juventud, veinte años en tierras de Castilla;
mi historia, algunos casos que recordar no quiero».

 

La antología de Machado en la lírica de España

Antonio Machado es un referente poético muy importante de la Generación del ´98. De él se dice que con sus poemas consigue alejarse de la visión modernista tan presente en poetas de su tiempo como Rubén Darío.

De sus versos se desprende que tanto la musicalidad, como la rima como la forma de un poema no sirve de mucho si en él no se muestra un trozo del poeta, algo íntimo y único.

En su poesía hace uso de ciertos símbolos que aparecen en más de una ocasión disfrazados en diferentes metáforas que convierte sus obras en algo muy suyo, es imposible no descubrir en cada una de sus creaciones al hombre y al poeta que las inscribiera. Entre los símbolos presentes en su antología aparecen: el viajero, la noria, el camino, la luz, la tarde, la fuente, las estaciones, el agua que fluye.

 

 

Machado muere solitario en Francia

Comentarios1

  • isapoema

    Antonio Machado, es genial. Me gusta leerlo y que alguien escriba sobre el.
    Echo de menos estos artículos donde se nombre algo mas que su obra, que podemos encontrar en cualquier sítio, echo de menos estes detalles de ver la obra en su momento, en sus cambios, sus porques, sus razones...
    Me llegan mejor sus poesias si se algo de su vida.
    Es un placer.
    Un saludo.

    • Tes Nehuén

      Muchas gracias Isa. La verdad es que escribir sobre Machado es siempre un placer, me alegro de que te haya gustado y gracias por comentar.
      Saludillos



    Debes estar [email protected] para poder comentar. Inicia sesión o Regístrate.