Ludvaldo

SEGUNDO SONETO A TU CUERPO

Tu cuerpo es un regalo permanente,

tu cuerpo es mi crepúsculo y mi aurora,

tu cuerpo es la crisálida que aflora,

tu cuerpo es luna fría y luz candente,

 

tu cuerpo es lago oscuro y clara fuente,

tu cuerpo es un vergel de espesa flora,

tu cuerpo es la manzana tentadora,

tu cuerpo es el edén de mi serpiente,

 

tu cuerpo es el verano cuando empieza,

tu cuerpo es el relámpago y el rayo,

tu cuerpo es el murmullo del arroyo,

 

tu cuerpo es enigmática certeza,

tu cuerpo es árbol fuerte y flor de mayo,

tu cuerpo es la columna en que me apoyo.

 

Osvaldo de Luis

 

 

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.