Más dudas en español

Más dudas en españolHoy les traigo otro artículo de dudas idiomáticas. En esta oportunidad una extensa definición en torno al uso del concepto de infraganti y algunos errores de concordancia entre sustantivo y verbo en nuestro idioma. Espero que les resulten útiles estos consejos.

La historia del infraganti

El concepto in flagranti delicto se utiliza el el área del derecho para denominar un tipo de crimen o delito que es descubierto en el momento de ser ejecutado (un policía descubre que alguien está robando o burlando las leyes de algún modo y puede actuar para detenerlo).

Este concepto directamente traído del latín ha sufrido algunas modificaciones y al día de hoy en el habla cotidiana ha derivado en las formas infraganti e in fraganti. Debemos decir que aunque antiguamente esta variación se consideraba vulgar (ya que no corresponde a ninguna voz latina) con el tiempo se ha ido aceptando hasta aparecer incluso en los diccionarios de español.

El término fragante que puede ser utilizado de varias formas: en fragante, en flagrante o in fraganti se utiliza para expresar que una persona ha sido vista en el mismo momento en el que estaba ejecutando un acto determinado. Este concepto es un participio activo del verbo flagrar (arder, resplandecer).

Según figura en varios diccionarios es más aceptable escribir la locución por separado in fraganti. Del mismo modo no son aceptables en fraganti, in fragante, in fragranti. Siguiendo con los errores comunes en torno a esta deformación del lenguaje cabe mencionar que en fraganti, forma que también suele escucharse en la calle, no se considera para nada aceptable.

Cabe mencionar que en español  todavía el adjetivo flagrante se utiliza con un significado similar. Así podemos leer en la RAE:

Se cree que la contaminación de la voz latina puede estar relacionada con el concepto de fragante ‘oloroso’ y del verbo latino fragrare, ‘echar olor’.

De todas formas, si no queremos utilizar este concepto podemos escoger otras expresiones cuyo significado es similar, tales como “coger a alguien… asando maíz / con las manos en el pastel / con las manos en la masa / en el brinco / en el garlito / en el lance / en la trampa / en pelotas / fuera de base / en bragas”.

Si vamos a los orígenes del vocablo nos encontramos con que la verdadera adaptación al español de esta expresión latina, la primera fue en flagrante; y, aunque podría considerarse más correcta, cada vez se utiliza menos.

Más dudas en español

Concordancias obligatorias

Uno de los problemas más presentes en el habla cotidiana se encuentra vinculado con la concordancia en sujeto y acción. Tal es así que en cuanto aparece algún núcleo del sujeto que no sea Pedro o Ana nos mareamos un poco. Con sujetos como “cada persona” o “la gente” algunas personas tienden a escribir el verbo en plural. Por ejemplo “Cada persona tenemos que ocuparnos de cuidar el medio ambiente” o “Toda la gente sabemos qué cosas no deben hacerse”.

Pese a que esta mala construcción incluso aparece en los medios de comunicación debemos recordar la importancia de se mantenga la concordancia entre el sujeto que realiza la acción y el verbo. En el caso del distributivo cada, encuentra su equilibrio utilizando el verbo en singular y la tercera persona. (Cada uno tiene)

Incorrecto: “Cada persona tengo nuestros días“.
Correcto: “Cada persona tiene sus días“.
Incorrecto: “Cada persona tenemos nuestros días“.
Correcto: “Cada persona tiene sus días“.

Más dudas en español

Otro error de concordancia puede darse en la siguiente frase: “La víctima estaba sentado”. Aunque a simple vista pueda resultarnos muy raro, basta abrir un periódico para encontrarse con este error.

Víctima es un término que concuerda siempre en femenino porque se trata de un sustantivo epiceno femenino; esto significa que no puede ir acompañado del artículo o el verbo en masculino jamás. Pero nuestro idioma está saturado de sexismo por lo que a veces resulta extraño hablar de “la víctima” y pensar en un hombre, entonces ahí aparece la falta. Estemos atentos para saber captarlas y no enviciarnos con ellas.

Incorrecto: “La víctima fue trasladado y continúa internado“.
Correcto: “La víctima fue trasladada y continúa internada“.
Incorrecto: “La víctima, un hombre joven, estaba casado y tenía tres hijos“.
Correcto: “La víctima, un hombre joven, estaba casada y tenía tres hijos“.

Y hasta aquí nuestro artículo sobre dudas idiomáticas de la semana. Nos veremos en una próxima entrega. No olviden chequear los textos anteriores publicados en nuestra sección de Taller Literario.

Más dudas en español

Comentarios2

  • Rapsodico

    Tan ilustrativo como siempre, Tes. Un abrazo.

  • La Pilarica

    Tes, gracias por la recomendación. Es muy beneficiosa.



Debes estar registrad@ para poder comentar. Inicia sesión o Regístrate.