Ayudas en la grafía de algunos términos religiosos

Ayudas en la grafía de algunos términos religiososVivimos en una época en la que constantemente estamos oyendo y leyendo términos relacionados con las diversas religiones del mundo. ¿Se podría decir que estamos en una era en la que por una cosa o por otra las religiones ocupan todos los escaparates? Creo que algo de eso hay. Sea como sea, estemos o no de acuerdo, los medios no dejan de aturdirnos con palabras relacionados con los ritos y las costumbres de las personas que profesan diferentes religiones. Por eso estar preparados sabiendo cómo escribir y pronunciar estas formas de denominar las costumbres religiosas puede ser una buena forma de evitar cometer errores.

Aquí les traigo algunos términos que puede que les resulten interesantes. Una vez más les recomiendo acercarse a la página del español urgente donde encontrarán toda esta información mucho más detallada explicada por especialistas de la materia.

Ramadán y ramadán

Cuando queremos referirnos a ese mes en el que los creyentes que profesan el Islam guardan ayuno de forma extrema debemos escribirlo con mayúscula, Ramadán.

Pero es importante saber que este nombre tiene su origen en uno de los doce meses del calendario musulmán, que coincide con este período de ayuno. Cuando queremos referirnos a ese mes lo correcto es escribirlo con minúscula. Otra forma en la que se usa el término y se escribe con minúscula es como sinónimo de ayuno, cuando se hace referencia al que llevan a cabo los musulmanes. “El presidente de Yemén incumplió el ramadán al beber un vaso de agua en público“.

Incorrecto: “El ramadán puede dejar cerca de 20 millones de euros en los comercios locales”.
Correcto: “El Ramadán puede dejar cerca de 20 millones de euros en los comercios locales”.

Otros conceptos ligados a esta religión y que deben escribirse con minúscula son islam, islamismo; como deben escribirse todos los sustantivos que designan a las religiones o a los fieles que las profesan. También en la página del español urgente nos recomiendan que tengamos presente que el adjetivo islámico sirve para referirse a todo aquello relacionado con el islam (cultura islámica) pero que es diferente que islamista, que sirve para referirse a aquellos que intentan imponer la ley islámica en el escenario político.

Ayudas en la grafía de algunos términos religiosos

La peregrinación a La Meca debe escribirse hach

La perigrinación a La Meca es uno de los hechos multitudinarios más impresionantes del mundo. Un evento que reúne a miles de musulmanes de todo el mundo y que recibe en árabe un nombre que en español se transcribe como hach, que se pronuncia con una hache aspirada al final, la misma presente en hámster.

Es importante señalar que, pese a la adaptación clara de este término a nuestro lenguaje en muchos medios de comunicación se utiliza una grafía diferentes: haj, hajj o hadj, lo cual es erróneo. El origen de estas grafías reside en las formas utilizadas en la lengua francesa (hadj) y la inglesa (hay o hajj), no obstante según la Real Academia de las Letras es incorrecto.

Incorrecto: “Arabia Saudita recibe más de un millón de peregrinos para el Hajj”.
Correcto: “Arabia Saudita recibe más de un millón de peregrinos para el Hach”.

Este término sirve tanto para referirse a la peregrinación como a los peregrinos que han llevado a cabo este viaje, anteponiéndose el término al nombre propio. En el caso de las mujeres debe utilizarse el femenino que es hacha. Ejemplos: hach Abdalá, hacha Fatija.

Beatificar es diferente de santificar

Entre los conceptos vinculados a los ritos de la religión católica hay tres cuyos significados son diferentes aunque no todos lo saben. Esos matices que también, por extremistas que sean, rodean el mundo de la fe católica. Estos términos son beatificar, canonizar y santificar.

Según podemos encontrarlo en el Diccionario de la Real Academia Española, se dice que la iglesia beatifica a un difunto cuando declara que éste ha demostrado tener ciertas virtudes (que deben ser certificadas en la misma iglesia) y que lo vuelve susceptible de ser honrado con culto. Es el paso previo a declarar que ese difunto es un santo: las comprobaciones para cada uno son diferentes. Dicho esto cabe mencionar que la canonización y la santificación tienen lugar cuando la iglesia declara santo a un difunto ya beatificado.

Ayudas en la grafía de algunos términos religiosos

Diferencias entre Iglesia e iglesia

Por último, hablaremos de la diferencia en la grafía de la palabra iglesia cuando se refiere al edificio y cuando se refiere a la institución.

El término Iglesia debe escribirse con mayúscula si se utiliza para referirse a la institución, no así si queremos hablar del edificio al que los creyentes van a rezar. Como ocurre con todos los sustantivos que sirven para designar entidades, organismos o instituciones.

A su vez, y como lo dijimos más arriba, los sustantivos vinculados al nombre de las religiones deben escribirse con minúscula por lo que al referirse al nombre completo de una religión se escribirá con mayúscula el término Iglesia (para distinguirlo del templo) y con minúscula el nombre de la religión.

Incorrecto: “Libby Lane, primera obispa de la iglesia anglicana”.
Correcto: “Libby Lane, primera obispa de la Iglesia anglicana”.

En este caso la escritura con minúscula podría dar a entender que es obispa sólo en un templo específico (del que se estaría hablando) por eso es importante hacer la aclaración en la grafía para comprender que se habla de la institución.

Incorrecto: “Mis tíos me llevaron a una celebración en la Iglesia anglicana que hay en su barrio”.
Correcto: “Mis tíos me llevaron a una celebración en la iglesia anglicana que hay en su barrio”.

En este caso la grafía con minúscula indica que el hablante ha ido a un templo en particular.

Ayudas en la grafía de algunos términos religiosos

Comentarios2

  • Rapsodico

    Interesantes conocimientos para escribir correctamente. Gracias por iluminarnos sobre estas curiosas grafías.
    Un abrazo, Tes.

  • Franco Zafir

    Perdón por la aclaración, pero es que lo redactado se presta a dudas.
    Se escribe con inicial mayúscula cuando se refiere al periodo religioso (Ramadán), mientras que cuando se refiere al mes, se escribe con inicial minúscula (ramadán).

    Sobre "hach", la pronunciación de esa h aspirada es al inicio de la palabra, no al final. La pronunciación final no ofrece dudas, pues "ch" se pronuncia como en chisme, chavo, chorizo, choque, etc.

    Saludos



Debes estar registrad@ para poder comentar. Inicia sesión o Regístrate.