Diario de Adán y Eva, de Mark Twain

Los múltiples elogios que ha recibido en distintos países «Diario de Adán y Eva» son, sin duda, una buena presentación para esta antigua obra que, en 1906, lanzó el extraordinario novelista Mark Twain.

Diario de Adán y EvaDesde su título, este material que surgió poco después de la publicación de «Oración de guerra» da indicios de estar inspirado en cuestiones bíblicas, pero a medida que la lectura avanza, el lector comprueba que no está frente a una propuesta de carácter netamente religioso sino a un texto que, valiéndose del mito del Edén, construye con humor, sutilezas, ironía y originalidad un retrato de las debilidades y características del hombre y de la mujer que, según parece, son particularidades que se remontan a tiempos remotos.

Si bien el contenido de este libro también ha acumulado a lo largo de los años algunas críticas por parte de personas que no simpatizaron con la idea de utilizar las figuras de Adán y de Eva para desarrollar un relato de perfil satírico, no se puede dejar de tener en cuenta que, en líneas generales, «Diario de Adán y Eva» es una narración que deja una buena impresión en quien se interesa por ella.

Los amantes de la buena literatura que no conozcan esta creación de Twain, deberían darle una oportunidad a esta opción de lectura que se caracteriza por ser amena, entretenida e ingeniosa. En caso de no sentir agrado por la temática que aborda, no le cierren por completo las puertas a este reconocido autor y evalúen la posibilidad de disfrutar su genialidad literaria por medio de títulos como «Las aventuras de Tom Sawyer», «El príncipe y el mendigo», «Una vida dura», «El robo del elefante blanco», «Las aventuras de Huckleberry Finn», «Un yanqui en la corte del Rey Arturo» y «Cuento de un perro», entre muchos otros que, hoy en día, están disponibles en varios idiomas.



Debes estar registrad@ para poder comentar. Inicia sesión o Regístrate.