Prefijo «re-» y plurales particulares

Prefijo "re-" y plurales particulares

Aprendemos a hablar y nos acostumbramos a utilizar las palabras casi sin cuestionarlas; sin embargo, muchas veces cometemos errores que pueden complicar profundamente la comprensión de nuestro lenguaje.
A continuación les hablaré de dos cuestiones que supongo pueden resultarles de utilidad.

El prefijo «re-» más voz empezada por «e»

He encontrado en el libro «Dudas y problemas gramaticales», de Félix Morales, un interesante apartado sobre este tema, y como lo considero de suma importancia, lo quise incluir en este ciclo de ayudas para mejorar nuestra comunicación.

Cuando debemos escribir palabras compuestas con el prefijo re- y una voz que empieza por la vocal «e» solemos dudar acerca de la forma correcta, tanto de la grafía como de la pronunciación. No sabemos si suprimir una de las «e», y, en caso de hacerlo, a cuál de los dos vocablos corresponde.

Si a la segunda «e» le sigue una vocal nasal entonces el problema es más evidente. Hablo de términos como reembarque, reembolso o reenviar. En general tendemos a reducir ambas «e» en una; en estos ejemplos el resultado sería decir rembarque, rembolso, renviar. Pero incluso también redificar, relección y restreno (en lugar de reedificar, reelección y reestreno).

Es importante señalar que, según el diccionario de la Real Academia Española en lo que coincide con el Diccionario Panhispánico de Dudas, en la mayoría de los casos en los que se tiende a eliminar una «e», se cae en el error de cambiar el significado que ambos vocablos tienen; por tanto recomienda el uso de ambas «ees». De este modo solamente se permiten las siguientes grafías: rembolsar, rembolso, remplazar, remplazo, rencontrar y rencuentro.

Esto significa que la RAE solamente acepta seis reducciones correspondientes a tres parejas compuestas por tres verbos y sus respectivos nombres coverbales, probablemente porque estos últimos coinciden con la forma conjugada. Y a la inversa, incluye solamente en reducción expresiones que podrían duplicar la «e», como restablecer, restablecimiento, restañar (cuando significa volver a cubrir de estaño), restregar, restregón.

Prefijo "re-" y plurales particulares

Plurales que nunca sabemos cómo escribir

Maltrato es una palabra que sirve para referirse a la acción de lastimar física o psicológicamente a alguien (persona humana o no humana).

Al tratarse de una palabra compuesta por dos vocablos (mal y tratar = tratar mal) algunas personas tienden a escribirlas por separado; no obstante, el diccionario solamente acepta el término compuesto (maltratar) en su singular. Cuando formamos el plural esto puede cambiar un poco.

Maltratar es un verbo transitivo que puede servir para referirse a un trato descortés o malo hacia otro individuo, o a algo más grave: la vejación de otro individuo (maltrato hacia humanos, animales o cosas).

El concepto de trato sirve para referirse al tratamiento que se dispensa a las personas, animales o cosas que nos rodean. También sirve para hablar del acuerdo que se efectúa entre dos individuos.

Su forma plural es maltratos. Se trata de un sustantivo que es equivalente en el uso a la secuencia formada por el adjetivo apocopado mal y el sustantivo trato.

Pese a que puede resultar sumamente confuso, se prefiere la forma unificada para referirse al hecho de tratar mal, y el uso de los dos vocablos por separado cuando hacemos referencia al delito que consiste en la vejación de un individuo que se siente en inferioridad de condiciones. Pondré un ejemplo para intentar clarificar esta tenue diferencia.

Según la página del Español Urgente el plural regular más recomendable es maltratos, aunque responda a la secuencia malos tratos; y se ha popularizado para referirse al ‘delito consistente en ejercer de modo continuado violencia física o psíquica sobre las personas con quienes se convive o que están bajo la guarda del agresor’.

Pese a que es un término que aparece constantemente en los medios, existen muchas incoherencias en la forma en la que se encuentra escrito, lo que denota mucha vacilación respecto a la grafía en su forma plural. Algunos ejemplos son:

Incorrecto: «Del total de denuncias, casi la mitad (659) corresponden a maltratos a estudiantes».
Correcto: «Del total de denuncias, casi la mitad (659) corresponden a malos tratos a estudiantes».

Incorrecto: «Una terrible historia de maltratos que terminó en crimen».
Correcto: «Una terrible historia de malos tratos que terminó en crimen».

Incorrecto: «La imponente edificación sobrevivió a los malos tratos y saqueos»
Correcto: «La imponente edificación sobrevivió a los maltratos y saqueos» (hace referencia al delito)

Prefijo "re-" y plurales particulares

 

En definitiva, el delito que implica el tratamiento incorrecto hacia otra persona en el que tienen protagonismo los insultos, las vejaciones, los abusos y cualquier tipo de acción que haya menoscabado su integridad física o moral, se ve representado por la forma «maltratos». Mientras que si queremos referirnos a que una persona tuvo que soportar un tratamiento que no la dejó contenta se dice «malos tratos».

Si todavía continúa siendo algo confuso intentamos utilizar el participio. Si pensamos que no es lo mismo decir maltratado que mal tratado, parece que la cuestión parece clarificarse, ¿cierto? Si no existiera esta tenue diferencia, los siguientes titulares parecerían expresar lo mismo: «El paciente fue maltratado en el hospital» o «El paciente fue mal tratado en el hospital».

Y estas han sido las ayuditas de hoy, espero que les hayan servido.

Prefijo "re-" y plurales particulares

Comentarios2

  • Rapsodico

    A mí me han servido. Siempre lo hacen. En ocasiones recordando lo que uno sabe o intuye, en otras, aprendiendo lo mucho que desconozco del lenguaje.
    Un abrazo, Tes.

  • Pruden

    Estupendo. Adelante con las magníficas lecciones.
    Gracias! Un saludo.
    Pruden



Debes estar registrad@ para poder comentar. Inicia sesión o Regístrate.