No te des por vencido

Existen poemas, como aquel celebrado «Sí» de Rudyard Kipling, que inician su mensaje de sabiduría con estos versos: «Si puedes mantener la calma cuando los que te rodean la están perdiendo y te culpan a ti», válidos para cualquier tiempo y escritos muy a propósito para aquellos momentos en los que el individuo se encuentra enojado con su entorno, consigo mismo y hasta con Dios.

«¡Piu Avanti!«, del célebre poeta y docente argentino Pedro Bonifacio Palacios, más conocido por Almafuerte, tiene el equivalente a un trago (metafórico) de vodka, y bien vale la pena vaciarlo en la cavidad bucal y escanciar la bebida las veces que sean necesarias, pues muchas son las adversidades que aparecen, a veces, en el camino del hombre.

¿Quién no sabe del ser débil, con el corazón estrujado, que presa de algún infortunio, con el temor a cuestas, acelera su propio fin?
¿Por qué estos poemas permanentemente se constituyen en revelaciones alentadoras para las almas fatigadas? Pues porque son muchas las personas que se desatinan en la existencia, víctimas de sí mismas, y necesitan encontrar un mensaje en el cual leer su carácter, su destino, y lo que la sociedad aguarda de ellas.

Dejo una perla:

¡Piu Avanti!
No te des por vencido ni aun vencido,
no te sientas esclavo ni aun esclavo;
trémulo de pavor, piénsate bravo
y arremete feroz, ya mal herido.

Ten el tesón del clavo enmohecido,
que ya viejo y ruin vuelve a ser clavo;
no la cobarde estupidez del pavo
que amaina su plumaje al primer ruido.

Procede como Dios, que nunca llora;
o como Lucifer, que nunca reza;
o como el robledal, cuya grandeza
necesita del agua y no la implora…

¡Que muerda y vocifere vengadora,
ya rodando en el polvo, tu cabeza!

Almafuerte

Comentarios2

  • Pruden

    Querida Delfina: Siempre es agradable leer tus escritos. El de hoy, me resulta particularmente evocador porque esos versos de Kipling ocuparon en mi juventud un lugar destacado y una fuente inacabable de de lección de vida. Aún sin saber que era un Nobel, me parecía tan profundo su conocimiento del ser humano que le ubicaba entre los mejores pensadores de todos los tiempos. Muy bueno también el poema que insertas de Almafuerte. Gracias por compartir de manera tan sabia tus hallazgos. Un abrazo. Pruden

    • Delfina Acosta

      Gracias por tus palabras, Pruden. Siempre estás presente con tus comentarios, lo cual es bueno.
      Almafuerte es un poeta clásico. Ya el verso inicial nos debe servir de motivación: No te des por vencido, ni áun vencido.
      Ojalá más lectores se sumen y aporten sus comentarios !!!

    • Xely

      Yo me uno, Delfina, y te doy las gracias por compartir esta información con todos. Tengo que decir que gracias a ti y a este artículo, acabo de descubrir más cosas sobre Kipling, pues sólo lo conocía por su libro "El libro de la selva" y alguno más, y desconocía su faceta como poeta; y descubrí a Almafuerte, que hasta este momento era desconocido para mí. El poema que de éste nos dejas es muy bonito y positivo... y es que no hay que dejar vencerse nunca ni darse por vencido aunque no tengas fuerzas para luchar.
      Gracias otra vez por hacerme descubrir y aprender algo más sobre estos dos autores.
      Un abrazo lleno de poesía desde Galicia.

      • Delfina Acosta

        Gracias a ti. La idea es que los lectores aprendan, a través de "No te des por vencido" y otros poemas, que la vida tiene sus problemas, pero que hay que mantenerse firme.
        Que más lectores se sumen. Y envíen, por favor, este sitio a otras personas quienes están quizás, desanimadas.
        Un abrazo desde mi querido Paraguay !!!



      Debes estar [email protected] para poder comentar. Inicia sesión o Regístrate.