«El río del Edén» de José María Merino

Con algunos autores me une un cariño especial. Aunque nunca les haya podido hablar en persona. Su experiencia, su alegría. Eso sobre todo, su alegría, que se esparce en sus obras y me ilumina. Eso me ocurre con José María Merino. Hoy es su cumpleaños y he pensado que mi mejor deseo para él puede ser conseguir un nuevo lector para su fabulosa obra. Así que con este objetivo traigo al ciclo de «Las repeticiones» su novela «El río del Edén», que se aleja del discurso fantástico de los cuentos que han salido recientemente en Páginas de Espuma, pero que no se deja fuera la fábula. No dejen de leerla.

Recuperar el pasado

El protagonista de esta novela es Silvio, un niño con síndrome de Down, que vive en un mundo que muchas veces se presenta hostil para él. Valiéndose de la ternura y de una mirada sincera Merino explora las dificultades que supone vivir en esta realidad siendo marginado o perteneciendo a un grupo que no cumple con las condiciones básicas para ser socialmente aceptado.

La trama se apoya en un viaje a través del río Tajo que realiza Silvio junto a su padre, Daniel. El objetivo es esparcir en ese terreno natural las cenizas de Tere (madre y esposa). Daniel ha escogido ese lugar porque allí vivió junto a Tere la parte más hermosa de la relación, un momento en el que todo parecía bello y paradisíaco. A través de la narración rememora aquel tiempo lejano y reflexiona en torno a lo que salió mal entre él y su esposa.

Merino se apoya en las condiciones naturales, salvajes y míticas del río Tajo, para otorgarle a su narración misterio y emoción y provocar en nosotros esa mezcla de sentimientos que van de la ternura a la desolación, tan propias de las relaciones humanas.

Uno de los rasgos principales de la escritura de «El río del Edén» es que Merino usa la segunda persona, un recurso que en sus cuentos le funciona de maravilla pero que puede resultar arriesgado para afrontar una obra tan extensa; sin embargo, parece uno de los grandes aciertos de la narrativa de este libro.

La novela más realista de Merino

«El río del Edén» es, según palabras del propio autor su novela más realista, donde el escenario y los acontecimientos juegan un papel preponderante, a diferencia de lo que ocurre en sus cuentos, donde ensueño y fantasía se hacen con el control para derivan en tramas híbridas donde se pierde la noción de lo real.

Asimismo es un libro en el que vemos una clara denuncia en torno a la situación que atraviesan muchas instituciones de salud física y mental para sostener sus proyectos y ofrecer un servicio acorde a las necesidades de sus pacientes.

Otro de los temas que se dejan evidenciar en la novela es nuestra necesidad, y a veces empicinamiento, en sobrevivir. Nos aferramos a la vida como podemos y por muy difíciles que sea la situación intentamos dar lo mejor de nosotros por salir adelante. En algún momento, además, entendemos que aprender a vivir y a apreciar lo que tenemos lejos de ser una actitud conformisma demuestra un gesto de esperanza revolucionario.

Pero como no podía ser de otra forma, Merino va más allá, explora lo íntimo, la forma en la que nuestra vida se puede romper por la falta de coraje para expresar los sentimientos de forma clara. Así el indagar en las relaciones entre los personajes puede servirnos para entender mejor nuestra propia vida, por lo que leerlo podría ser de gran ayuda para mejorar en nuestro entorno más cercano.

Comentarios2

  • Bogaruli

    Suena sumamente interesante, veré si aquí en México puedo conseguir su libro...
    Gracias por la reseña y por la recomendación...
    Saludos...

  • catherine paz

    Me a parecido interesante
    mil bendiciones y que sigan surgiendo mas éxito a tu vida



Debes estar [email protected] para poder comentar. Inicia sesión o Regístrate.