Tomás Segovia

Dos de mayo

 Poema siguiente

2 de mayo



No pierdo nunca mi noción de amor
Sé todo el tiempo de qué lado queda
Del lado que mi rostro
Lleva la piel más encendida
El alma va segura con los ojos cerrados
A su manera ve
Como la piel del ciego
Informada
besada.

Poema siguiente 

 Volver a
Tomás Segovia