Elina Wechsler

Retrato de mujer triste

 Poema siguiente

Te conocí de rojo,
terciopelo que un hombre deseaba acariciar.
¿Cuándo olvidaste los cordeles del verano?
—Pescabas peras pequeñas con la boca luego de arrojarlas al río
y el mundo era agua fresca—
Tenues abanicos te protegen
de los primeros peldaños que nunca pudiste inventar.
Ya no escuchas.
¿Cuándo fue el comienzo del retiro?
A veces cantas. Todos creen que estás.
Atraviesas el Océano
acompañada de una esperanza trémula
que ya das por perdida.

Poema siguiente 

 Volver a
Elina Wechsler

Comentarios1

  •  
    PETALOS DE NOCHE Sí ha de caminar sobre las aguas, sí tan sólo imagina el caminar, entonces aún existe la esperanza...
  • Debes estar registrado para poder comentar. Inicia sesión o Regístrate.