Carlos Guido y Spano

Amira

 Poema siguiente


¿Conocéis a la rubia y tierna Amira?
¡Qué belleza, qué flor, qué luz, qué fuego!
Su andar se ajusta al ritmo de la lira,
Hay en su voz la suavidad de un ruego.

El flamenco nadando en la laguna
Entre el verde juncal, no es más gallardo:
Espira un vago resplandor de luna,
Tiene la fresca palidez del nardo.

Hace soñar; la mente se colora
De su candor al virginal destello;
Se sueña con las rosas, con la aurora,
Con las hebras de luz de su cabello.

Parece que un espíritu celeste
Siguiéndola invisible la perfuma,
Y que su blanca y ondulante veste
Por el aire agitada hiciese espuma.

Ayer la vi pasar en lontananza,
E imaginó mi alma entristecida,
Era el ángel de la última esperanza
Que buscaba, el sepulcro de mi vida.

Poema siguiente 

 Volver a
Carlos Guido y Spano

Comentarios3

  •  
    Rafael Merida Cruz-Lascano toda uan ODA para la bella Amira. Del GRANDE POETA, Carlos Guido y Spano 1827-1918.,
  •  
    yosoyelquesoysiempre Versos endecasílabos muy bien hilvanados. Mucha belleza y gran riqueza de figuras.

    Congratulaciones
  •  
    felipe gonzalez mer Bello poema.

    Amira debió ser muy bella,
    describe sus cualidades,
    admira y suspira por ella,
    anhela amarla eternidades,
    inmortalizada quedo,
    en este hermoso poema.
  • Debes estar registrado para poder comentar. Inicia sesión o Regístrate.