Género y número de algunas palabras comunes

Hoy toca un nuevo texto sobre lenguaje, un ciclo con consejos y apuntes para corregir nuestra forma de usar el idioma y mejorar nuestra comunicación.

En esta oportunidad vamos a desmenuzar algunos conceptos que pueden cambiar de género y número dependiendo del uso que se haga de ellos. Hablaremos de cada una de estas situaciones.

Género y número de algunas palabras

‘Componente’ es un término que nos da algunos problemas cuando necesitamos utilizarlo, por el desafío que plantea en cuanto a su género. En ocasiones puede utilizarse como femenino, pero en otros contextos se requiere su uso en masculino. Aquí explicaremos cuándo debemos usar cada uno.

Si hace referencia a una persona que forma parte de un grupo su género es común y funciona como un sinónimo de miembro o integrante. Cuando se refiere a cosas que se usan para un determinado proceso es de género masculino. Sin embargo, aquí caben dos excepciones: tanto cuando queremos referirnos a cada una de las partes que conforman (y en las que se descompone) un objeto matemático como cuando deseamos hacer referencia a la dirección de los vientos, debemos usarlo en género femenino.

Otro concepto que plantea dificultades es el término ‘clave’ cuando acompaña a un sustantivo en plural, ejerciendo la función de adjetivo; ¿deberíamos decir ‘actores claves’ o ‘actores clave’?

Es importante señalar en primer lugar que este término, que es de origen femenino, debe utilizarse acompañado de un sustantivo siempre, si deseamos darle el sentido de ‘aquello que es decisivo para algo‘. Y aunque lo más común es que su número no varíe (incluso si lo hace el del sustantivo), a veces podemos encontrarlo en su forma plural. De todas formas, si buscamos el término en el diccionario de la RAE sólo encontramos ejemplos en singular.

Evidentemente, aunque no se penaliza su uso en plural se recomienda la forma singular. Si indagamos un poco más encontramos este explicación que recoge Fundéu y que puede desvelarnos más acerca de este tema:

Sea como sea; ya que la diferencia entre ambos usos es casi imperceptible (sobre todo en determinadas ocasiones) lo ideal es decantarse por el uso del singular. Y así lo recoge tanto el diccionario de la RAE como el Manuel Seco.

Matices que amplían (y contradicen) el significado de las palabras

Ahora pasemos a analizar dos términos de origen común pero sentido diverso y que a veces se utilizan de forma indistinta. Se trata de ‘ascendente’ y ‘ascenso’.

Según el diccionario de la RAE el adjetivo ‘ascendente’ hace alusión algo que sube o asciende, mientras que ‘ascenso’ se refiere a cada uno de los grados a alcanzar para adelantar una carrera o jerarquía, a la vez que puede referirse a la acción de subir.

Teniendo en cuenta esto e intentando comprender el sentido de cada definición de una forma detallada podemos decir que, mientras el concepto de ‘ascendente’ indica una línea infinita de posibilidades a alcanzar desde que comienza a subirse (una recta ascendente es infinita, porque aún si nos detenemos en un punto determinado ésta continuará su dirección hacia arriba de forma invisible), cuando hablamos de ‘ascenso’ indicamos un punto determinado que debe alcanzarse. Si nos basamos en esta explicación, la cosa no parece tan complicada, ¿verdad?

Concluyendo: el género y número de las palabras es un aspecto muy importante a tener en cuenta a la hora de escribir, por lo que debemos estar muy atentos a este tipo de consejos. Los invito a pasarse por nuestro Taller Literario donde podrán encontrar todos los artículos publicados en este ciclo. También les recuerdo que nuestro flotador es la Página del Español Urgente, donde nuestras dudas se disipan, ¡no dejen de visitarla!

Comentarios1

  • Rapsodico

    Consejos interiorizados. Especialmente interesante el término "clave". Gracias y un abrazo, Tes.



Debes estar registrad@ para poder comentar. Inicia sesión o Regístrate.