Raul Gonzaga

Dueña de mi corazón

Es tu divina mirada,
es tu cuerpo celestial,
esa armonía sinigual
de dulce esencia sagrada;

fue mi experiencia pasada
un vano estigma infernal,
que con tu luz ideal
quedó transformada en nada;

eres presente alegría,
sutil llama hecha pasión,
e inmensa sabiduría;

eres sagrada obsesión,
eres, amada tan mía,
dueña de mi corazón...

Comentarios2

  • Raul Gonzaga

    Presente alegría, sutil llama, hecha pasión, e inmensa sabiduría; eres sagrada obsesión, eres, amada tan mía, dueña de mi corazón...

  • Aida Modesta

    Hermosos versos de amor.

    • Raul Gonzaga

      Aida Modesta, gracias querida amiga, saludos y un fuerte abrazo fraternal.



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.