Victoria Pitis

FORTALEZA DEL ALMA

Ya no llueve calladamente en mi ventana

No hay más lágrimas ahogadas en la almohada

Ni tu regreso es capaz de abrir la yaga

Donde la soledad, ya no se vuelve amarga

 

Ya no empañan los cristales de mi jaula

Los suspiros de anhelo hacía la luna

Ya no atormenta mis noches aquella duda

De sólo hallar al sol en tu mirada.

 

Ya la razón se torna clara

Cuando de sombras nace brillo

Sabiendo que no es su mirada

Sino la forma en que yo miro

 

Y aunque vuelva a llover en mi ventana

Ya no será una lluvia triste

Resuenan risas y se baila

Cuando de amor propio se alcanza

Aquella paz que nunca diste.

Comentarios3

  • Rafael Perez Ortola

    Magnífico toque poético sobre el núcleo radical de la felicidad. A partir del cual se abren los horizontes, sin cerrar puertas.
    Saludos cordiales.

    • Victoria Pitis

      Muchas gracias Rafael, me alegra que le guste.
      Saludos,
      Victoria

    • Paty Carvajal

      Hermosa poesía, felicidades!

      • Victoria Pitis

        Muchas gracias, un gusto!

      • sinmi

        Lindos versos..Saludos poéticos.

        • Victoria Pitis

          Muchas gracias.
          Saludos!



        Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.