Eric Rancol González

¡Ahora despierto!

Sentí tus manos,

vestían mi cuerpo.

Viví caricias

gritando anhelos.

Palpé la calma,

el desespero.

Logré que todo

fuera perfecto.

Hallé en tus labios

sabor a fuego.

Amé tu alma

y sus secretos.

¡Qué cruel el tiempo!

Vació mis días

con tu adiós luego.

Quedé con nada,

y allá, a lo lejos…

vi tu sonrisa,

por la que aún muero.

Sentí tus manos.

Viví caricias.

Palpé la calma.

Soñé tu amor.

¡Ahora despierto!

Comentarios5

  • Ross4

    Bello poema!
    Me gustó el ritmo.
    Saluditos,
    Ross

  • B. Wayne

    *Leído.
    Saludos.

  • Alejandrina

    Hola poeta, paso a saludarte y leer tu poesía la cual me gustó mucho. Gracias por leer la mía, saludos de Alejandrina.

  • Violeta

    Guao me quedo viviendo en tus versos...

  • Eric Rancol González

    Gracias amiga poeta, Un placer contar con su opinión.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.