Ramon bonachi

La vida en un pañuelo (Octavas Reales)

Llegó lozana, fresca y olorosa,
mostrando su talante sin pudor,
de tallo inmaculado, ¡tan preciosa!
que perdí la cabeza por tal flor.
Disfruté en los brazos de mi rosa
mientras esta otorgaba su color;
un bello amor gallardo y bien florido
creí tener seguro y compartido.

.

Mi damascena brilló por desventura
lo que brilla un segundo en esta vida,
las espinas salieron con premura
y mi rosa quedó descolorida;
fue tan grande y punzante mi amargura
que hasta el alma lloró con su partida.
Deshojada se fue mirando el cielo
mas sus hojas las llevo en mi pañuelo.

Comentarios2

  • Ross4

    Hermoso, sutil y cautivante... Me ha encantado!

    Saludos,
    Ross

    • Ramon bonachi

      Gracias Ross, abrazos desde Catalunya

    • un poeta lirico

      A veces lo menos es mas, lo coloquial cuando se hace con elegancia supera lo fastuoso..Hermosas Octavas Reales...Un abrazo

      • Ramon bonachi

        Gracias , muchas gracias, abrazos desde Catalunya



      Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.