Pablo Diaz

Sombras de Penas

Sombras de Penas

Tenía maría escondido

 Cuatro pares de pecados.

Con dos saciaba su hambre

 Y los otros los vendía.

 

Cuatro penas que  Maria

buscó afanosamente.

 Dos que pesan en su

espalda y las otras en

su frente.

 

Cuatro llantos de Maria.

 Cuatro llantos bien contados.

 Dos brillaron en sus ojos

y los otros en dos de al lado.

 

Una sola carcajada; la

 que se le oyó a Maria.

 Reía con tantas ganas

Ocultando que moría.

 

Dímelo tú atardecer:

¿Por qué le traes, a Maria,

la noche con tanta prisa

si ella vive felizmente

un perpetuo medio día…

rascándose el pensamiento

con la yema de su vida?

 

PABEDIZ

 

Comentarios3

  • KALITA_007

    es divino poema... que nos deja embelesados estas líneas que salen del alma tuya.. muy bello.

    • Pablo Diaz

      Hola amiga, gracias por el seguimiento que le has venido dando a mis escritos. Parece que la forma del lenguaje que uso, en ellos, es apropiada para poder llegar al entendimiento de todas las personas sin importar el grado de cultura de cada quien. Gracias sinceras desde el fondo de mi corazón.

    • Pedro Aros Castro

      A veces es mejor reír que andar mostrando las penas, a veces es mejor ser como María, bella poesía felicitaciones.
      saludos

      • Pablo Diaz

        Buenos Días Pedro. Gracias tu comentario.

      • PoemasDeLaSu

        Quizás todos seamos un poco María,
        muy buen poema, con un ritmo increíble.
        Besos

        • Pablo Diaz

          Gracias del alma.



        Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.