Alexander Vortice

NÚMERO 7

Crucé el abismo con un arpa y 2 muecas

expuestas al brillante iris destructor.

Luego, estando ya a salvo, me quité la piel

y fui humano.

Mordí los errores pasados y escupí dilemas.

Me senté en el trono vegetal y evaporé

con falanges el humo del averno.

Al fin creí en la suerte y el número 7 habitó

en mi médula.

 

Suele ocurrir que somos destino

sin concretar...

 

Comentarios1

  • hernan jose

    el numero 7 encierra muchos secretos, es verdad, pero, hay que vivir simplemente muy bueno tu poema me gusto mucho.

    • Alexander Vortice

      Noto que te gustan los números... Algo hay detrás de ellos, supongo que lo sabes... Un gusto. Gracias por tu comentario.



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.