Murialdo Chicaiza

INSOMNIO I



He tenido un corazón

que me presta sus latidos

he tenido un corazón

con la sangre de mil ríos

con la memoria taciturna

de un dios herido.

 

He tenido una alma con hambre

que vaga por las calles y los escombros

que quiere árboles sobre las sombras

vericuetos en los zaguanes

pálidas rosas en los acantilados

de los edificios.

 

He tenido luces y misterios

heridas que he desangrado en las veredas

sin que nadie se entere de eso.

 

He buscado las respuestas

más allá de las corbatas y las togas

de las sotanas, de las charreteras.

 

¡Pobre de mí, soy apenas un hombre

que cuida que no llegue el día

de desnudar mis cicatrices y la sorna!

Comentarios3

  • santos castro checa

    ¡Pobre de mí, soy apenas un hombre
    que cuida que no llegue el día
    de desnudar mis cicatrices y la sorna!
    Linda forma de poetizar esos vericuetos andares por la vida, estimado hermano.

  • la negra rodriguez

    Que poema paisano, un hombre que sabe sentir el altido de su corazón que sabe sentir el fluir de su sangre , que se sabe humano. hermosos.
    besos.

  • Luzbelito

    Eres un maestro no sólo en el arte de escribir, sino que te considero el mejor "rematador" de poemas. Suerte siempre, mi gran amigo.


    Luzbelito

    • Murialdo Chicaiza

      Gracias estimado amigo del sur, siempre te tengo presente por tu poesía y tus palabras tan amables para conmigo.



    Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.