Nefertum

El Viejo

Tenía algunas profundas huellas del pasar de los años en su

rostro y manos.

Su mirada era triste, pesada y cansada,

siempre la dirigía hacia el cristal roto de su ventana

sucia y abandonada.

Con sus dedos agrietados continuaba sosteniendo su jarra vacía.

Su puerta, entre abierta, por si ella regresa al fin.

Hace mucho tiempo se marchó, 

prometió que volvería!

Su aroma... Su única compañía.

Ya no tiene lágrimas que borrar.

El viejo, ha olvidado respirar,

no ha notado lo holgado de su cinturón,

ni que el latido de su corazón,

es cada vez, mas tímido, suave y ausente...

 

 

Comentarios2

  • Nefertum

    El gusto es mio amiga!
    Un inmenso placer tu visita y tu agradable y sublime comentario.

  • Dexter UK

    Ahhh, digo casi lo mismo que : AmeliaOrellanoBracaccini
    pero no exagero diciendo que casi saca una lágrima a este corazón, pero lo ha encantado :D

    • Nefertum

      Muchas gracias!
      Me emociona saber que he encantado tu corazón! Que es nuestra inspiración!
      Un gusto saludarte.😉

      • Dexter UK

        De nada
        Buenas noches...



      Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.