Leer para alcanzar la libertad

Leer para alcanzar la libertad

La literatura es una de las herramientas más hermosas para viajar por el mundo y las experiencias, para vivir otras vidas y aprender a ser mejores en la propia, pero fundamentalmente para conocernos a nosotros mismos y poner en pensamientos nuestros deseos. En este artículo hablaremos sobre la estrecha relación que existe entre la libertad y la lectura.

Acerca de la libertad

Se define como libertad esa capacidad que tenemos todos los seres humanos para obrar de acuerdo a nuestra propia voluntad y ser responsables de nuestros actos. Sin embargo, el concepto va mucho más lejos. Yo lo definiría como un derecho al que debe acceder todo ser vivo desde el momento de su nacimiento, independientemente de las condiciones en las que éste haya tenido lugar. Un derecho necesario para todos los seres vivos y que ninguna otra especie puede violar para satisfacer sus necesidades.

Lamentablemente no todos piensan de este modo, tal es así que el portavoz del partido de ultraderecha UPyD de España, Toni Cantó, expresó:

Pese a que parece irrisorio que en pleno siglo XXI debamos abogar por ese derecho imprescindible para todo ser vivo, ¡debemos hacerlo! porque frases como ésta buscan hundir no sólo esa vida necesaria y propia que todo animal tiene, sino también ubicarnos en la mentalidad de una especie egocentrista, que sólo piensa en sí misma y que exige ser libre pero no permite que otros seres vivos (ajenos a su especie) gocen de ese mismo derecho.

Leer para alcanzar la libertad

Proceso de humanización

En un artículo publicado por la Revista Ñ, la escritora Bettina Caron expresa que la lectura es una actitud que nos humaniza porque nos acerca a nuestra esencia, al tratar temas que hacen a la condición humana. Caron se dedica desde hace mucho tiempo a la creación de programas educativos que incentiven a los niños a amar la lectura y encontrar en el placer de un buen libro cientos de enseñanzas necesarias para llevar una vida sana. Además, ha publicado cuentos para niños y varios ensayos acerca de la importancia de la buena literatura infantil.

Para Caron ese proceso de humanización se ve representado a través de las diversas experiencias a las que son sometidos los personajes de las historias (relaciones amorosas, presencia de la muerte, necesidad de luchar y permanecer esperanzados, y el manifiesto de sus frustraciones, injusticias y solidaridad) porque a través de dichas experiencias el lector es capaz de atisbar otros mundos posibles y puede conectarse con su yo más íntimo, emocionándose y generando una acción retrospectiva para comprenderse y conocerse más.

Leer para alcanzar la libertad

Por eso, la literatura es peligrosa; porque permite la libertad y totalmente opuesta a los deseos del mercado, que lo que busca es hacerse con el control de la humanidad, guiándola hacia un punto fijo en el cual no sea necesario pensar, porque otros piensan por ellos y les dicen qué consumir y qué sentir o penar y cuándo hacerlo. Consiguiendo de este modo manipular al individuo a tal punto que le reinventan sus propios deseos y lo convencen de la necesidad de determinados productos o servicios que en realidad no le son necesarios.

Mientras el mercado intenta unificar a todos los seres humanos en un mismo producto, la literatura intenta abrir los campos y conseguir que todo ser humano se sienta único y se acerca a lo que lo hace diferente y especial.

Leer para alcanzar la libertad

Libros y tecnología

Es importante aclarar que, en dicho artículo, Caron no se manifiesta en contra de las nuevas tecnologías, sino que se opone más bien a la forma en la que éstas son utilizadas, llevando a los seres humanos a un estado de letargo o indiferencia absoluta, no sólo con respecto a lo que ocurre a su alrededor, sino también y posiblemente esto sea aún más peligroso, en lo que ocurre dentro de sí mismo.

Es el mal uso de estas herramientas lo que lo lleva a alejarse de todo (aunque lo que se le vende es lo contrario), incluso de sí mismo, de sus deseos y sus necesidades.

Los libros y la libertad

Como lo decíamos al principio, uno de los deseos más profundos de todo ser vivo es sentirse libre; los seres humanos también luchamos por alcanzar el máximo de libertad en nuestras vidas, aunque muchas veces sin conseguirlo.

A través de la lectura muchas personas nos acercamos a satisfacer esa necesidad e incluso podemos tocarla con las manos; los libros nos permiten volar, llegar a esos rincones inauditos que con nuestra realidad no podemos alcanzar.

libertad2

De unos años a esta parte uno de los géneros que más auge ha cobrado es el de los libros de autoayuda y esto también se encuentra relacionado con lo dicho antes, con esas bondades que nos ofrece la literatura, que nos permite mejorar como personas y descubrir aquéllo que realmente nos hace falta para alcanzar la felicidad y, por ende, la libertad.

Es importante que a la hora de enfrentarnos con la lectura lo hagamos desligándonos de todos nuestros prejuicios y seamos capaces de abrir nuestra mente a nuevas realidades porque sólo de ese modo podremos ser libres.

No importa lo que nos digan que hace falta o lo que incluso nosotros pensemos, en esas otras realidades presentes en las historias podemos conocer cosas de nosotros mismos que no podríamos encontrar de otro modo. Los animo a leer cuanto puedan, disfrutando, dejándose llevar y permitiéndose pensar y soñar con aquéllo que en la propia realidad es imposible de alcanzar.

Tener libertad

Comentarios1

  • Ramon33

    LA LECTURA DE LA VERDAD OS HARÁ LIBRES, PARA OPONERSE Y TRIUNFAR SOBRE LOS IMPERIALISMOS DEL PENSAMIENTO...



Debes estar registrad@ para poder comentar. Inicia sesión o Regístrate.