Alfredo Espino

Un rancho y un lucero

 Poema siguiente


Un día —¡primero Dios!—
has de quererme un poquito.
Yo levantaré el ranchito
en que vivamos los dos.

¿Que más pedir? Con tu amor,
mi rancho, un árbol, un perro,
y enfrente el cielo y el cerro
y el cafetalito en flor...

Y entre aroma de saúcos,
un zenzontle que cantará
y una poza que copiará
pajaritos y bejucos.

Lo que los pobres queremos,
lo que los pobres amamos,
eso que tanto adoramos
porque es lo que no tenemos...

Con sólo eso, vida mía;
con sólo eso:
con mi verso, con tu beso,
lo demás nos sobraría...

Porque no hay nada mejor
que un monte, un rancho, un lucero,
cuando se tiene un "Te quiero"
y huele a sendas en flor...

Poema siguiente 

 Volver a
Alfredo Espino

Comentarios2

  •  
    isapoema OH!! brabo, me ha encantado.
  •  
    Jame Deliciosa la lagrima que rodó en mi rostro al volver a leer este precioso poema de mi Hermano Salvadoreño , gracias por tan bonito legado, ojala que desde el cielo puedas deleitarte al saber que tus escritos han transcendido por mas de un siglo y ahora mi hija de 7 años clama con pasion tus bonitos poemas ...
  • Debes estar registrado para poder comentar. Inicia sesión o Regístrate.