Job Rodriguez

Muñeca...

Muñeca

 

Una sonrisa tan fría como hielo
tan inexpresable como el hierro
tan imperturbable mirada, ajena a alguna esperanza
y en el poco brillo de tu iris, un reflejo sin mentiras
en tu piel, leyendas de tu tiempo
muestran logros y cicatrices
lagrimas tatuadas en el interior de tu alma
como una llama que se apaga en el vació
así estas, dispuesta en la repisa de una lejana esquina
personas pasan y seguirán pasando
mientras tu molde de hueso y barro se rompe en silencio
dejando al descubierto un pétalo muerto
flor de una sonrisa que un día fue propósito de serlo
y ahora no es más que... un viejo recuerdo
tatuado en los vientos…

 

Comentarios2

  • LEV

    Excelente!!!
    una belleza, me encantó.

    besos=)

  • DELICADA ABRIL

    wuao...... Vaya que inspiración,tus letras indescrptiblemente hermosas.


    Saludos



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.