Jhon Deivy Torres Vidal

EL DULCE AMAR

Dulce tu amor, dulce tu boca,

dulce tu corazón entre espigas

y pan sencillo; entre la hormiga

y la tierna hoja que transporta.

 

Dulce como el oído de la abeja,

como su miel y su canción de espera;

dulce tu luz en medio de la estrella

cuando la noche su pasión la hereda.

 

Dulce tus brazos suaves, amorosos

cuando sostienen el péndulo de vida,

cuando acarician mis sienes doloridas.

¡dulce eres tú, dulces tus ojos!

 

Y de tanta dulzura que me entregas

y desprendes en cada gesto y risa

mi vida es miel que se desliza

por el rostro audaz de la existencia.

 

Comentarios1

  • Dominatorque

    Hola amigo , en vez de darte las gracias por tu comentario , he preferido venir a visitarte , no entiendo como de las 55 lecturas , nadie te comentó nada en este poema , lo encontré lleno de amor y sobre todo muy enternecido , con tintes de sentirte casi místico .. se te engrandece el sentimiento al expresarlo sobre las lineas del poema ,,, poema que por cierto cuidas mucho en su número silábico , al menos cada estrofa por separado , la primera de 9 y todas las demás de 11 sílabas , no es que sea muy bueno contando jejeje pero me llamó la atención la musicalidad , casi siempre es a resultas de cuidar ese aspecto .
    Me alegra haber podido leerte amigo , un abrazo.
    Que tengas un buen fin de semana.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.