mirada

DEJA QUE TE CUENTE

  Deja que te cuente, es mi verdad

Que no quieres escuchar, solo reproches

E ira que emana de tu alma, que herida esta.

 

Culpable soy yo, culpable de esta crueldad,

Que tu amándome y cuidándome,

Halla yo corrido a otros brazos ajenos

Para cobijarme en una piel de terciopelo.

 

Culpable soy yo, que deje que una

Mirada insinuante, candente

Me arrastrara sin medida

Al océano de la lujuria y la mentira.

 

Culpable soy yo, que sintiéndome joven,

Mi cuerpo disfrutara de unos labios

Pecaminosos, y unas manos suaves

Que envolvían mi cuerpo sigiloso.

 

Pero no soy culpable, que él haya despertado

De un largo letargo, y sintiera cosas

Que ya hace mucho no sentía,

Tampoco soy culpable, que la ilusión

Naciera en mí como una adolecente

Que las ansias la comen esperando

A su amado, esperando que la

Traslade al prado deseado.

 

Si me amas, solo déjame,

Déjame ir como un ave libre,

Que no predomine tu egoísmo,

Mi amor hacia ti ha terminado,

Mi amor hacia ti se ha vencido.

 

 

Comentarios2

  • LEV

    lindisimo poema
    me encantó leerte.

    un abrazo

  • ivan semilla

    SI AMAS A ALGUIEN DEJALO LIBRE
    SI VUELVE ES TUYO
    SI NO NUNCA LO FUE.
    TE FELICITO!!!
    ABRAZO GRANDE



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.