Ezequiel Castillo

MI RUBI

                                        MI RUBI

Rosa negra, hermosa y frágil, única e inconcebible

Belleza irremota  de pensamientos placidos

Apasionada, de ternura oculta y mirada traviesa

Presa de la vid, de ahí el rojo de sus labios

Labios que me sumergen a lo oscuro del cielo

Escaparate perfecto para el brillo de sus ojos  

Ojos que devastan lo mas inmenso,  astro rey…

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.