gaspar jover polo

EL CLUB DE LAS PIEDRITAS EXTRAORDINARIAS

 

EL CLUB DE LAS PIEDRITAS EXTRAORDINARIAS

 

Ciertas piedras pequeñas ejercen

una fuerza irresistible al parecer

sobre cierto tipo de mujeres,

las que, de repente, sufren como un

proceso de iluminación;

y entonces su ternura se vuelve implacable,

y el objeto se torna precioso,

ya se produce el hallazgo,

ya la colección crece.

A veces, en algún caso, uno puede entender

con aplicación y con cariño

lo que tiene de extraordinaria

una piedrita encontrada al azar,

sobre un campo vasto y cubierto de piedras.

Podemos decir: sí, lo entiendo, esa manchita azulina

tan exclusiva, o ese tacto tan suave

como de canto rodado.

 

Pero, otras veces, no resulta tan fácil

pues el campo aparece repleto

de objetos minerales,

de piedras, de piedrecitas, de montones,

y requiere un proceso más lento

de selección del objeto admirable,

una manipulación algo más larga.

 

 

Gaspar Jover Polo



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.