javier marin

Caso omiso...

Prefieres hacer creer que el dolor no te hace sufrir,
sin saber que el dolor es mas fuerte de lo que crees.
Buscas excusas evasivas basandote en respuestas positivas,
que dan a entender que todo esta bien, pero te conozco, aprendi a hacerlo queriendote,
hoy ya no te quiero tanto,
no porque me importes menos, sino porque me resigne a tu amor negado,
lo converti en parte de mi pasado y le di paso a otras ilusiones,
hoy, ya no busco soluciones a tus males habidos y por haber,
pero trato que entiendas que siempre te voy a querer,
no se si sera capricho por nunca haberte tenido,
o simplemente una trampa que tu me has tendido,
para mantenerme a tu lado a la expectativa de lo que sera el mañana,
mientras suspiro tendido en mi cama, por todos esos besos aunque robados pero correspondidos, porque siempre me quisiste aunque te atrevas a negarlo, ¿que le puedo hacer?
vamos a obviarlo... tu palabra favorita...



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.