agirllikeme

cenit

Y qué eterna la espera...

y tu mente perversa

que tensa y destensa

a su antojo.

Te deja hecho un despojo,

como la vez primera

que el amor se atrinchera

en tus ojos.

Es una enrredadera

de pintura de labios,

y es en un calendario

ese agosto

a la sombra de tu hombro.

Dame un beso, dame una cita,

una palabra que mi temblor suscita.

Una brisa de frescor matinal

a tu lado empezando

en él cénit del mar....

 

 

 

Comentarios2

  • isabel.

    poema de esperanza,
    con el firme proposito,
    de llegar a ser amada-

    beso..

  • monstruilia

    me he enamorado en definitiva a a mis favoritos



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.