HECTOR QUEVEDO

LAGRIMAS

Corres por las mejillas de la mujer que amo,

fugazmente bajas por el rostro de la adolescente enamorada,

y te transformas en una mueca de dolor.

Te han tildado de exagerada y hasta de mentirosa.

Afirmas sentimientos,aseguras cualquier texto y destruyes hasta la voluntad mas ferrea.

No conoces el tiempo,ni sabes de espacios o lugares,

pero si eres amiga del dolor.

Insultante,irrespetuosa,calida,apasionada,infantil,los estados de animo

caen a tus pies.

He trastabillado delante de ti y cara a cara

te comtemple azorado.

Gota a gota has marcado palabras a fuego y nadie,nadie podra

negar lo deslumbrante que eres en un gesto de felicidad.

Perenne y cristalina caes de los ojos de mi amada y se,

lo siento,que ya nada sera igual.-

HECTOR QUEVEDO.-

Comentarios1

  • el duende

    Es amiga del dolor y la tenemos todo, sentimiento en tu poema,,saludos



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.