MI POEMA A MORIR SE NIEGA

Rafael Merida Cruz-Lascano

 

Alejandrinos duplex.

 

I.

Me dejó su recuerdo, me concibo apoyado.

Con fuerza femenina vence su audio y ceguera

el tiempo, el peso, vida  coro de ave viajera,

mano del Poverello  Francisco es mi cayado.

.

Las arcadas, la muerte, con viento adormilado

en su loza fría que mi memoria instruyera

quiero besar su mano  sintiendo que muriera

señal intempestiva de un tiempo limitado.

.

Ya no pienso en olvido porque de dios es ella

alma que yace sola, valientemente lucha

pide misericordia  pues conoce su estrella

.

Para mí, sigues viva, tu sombra se encapucha

quiero llegar contigo para recatar tu huella

que sumida en la práctica, piadosa, el VERBO escucha.

.

II.

.

Sus ojos son el cielo, nuestra vida una joya

su espíritu ha subido, con canto gregoriano

su raíz en via-crucis profundo amor de humano

ciprés mudo amparado que solo dios apoya

.

Con fuerza espiritual manantial sin desgano

bebiste cual esponja que elimina a la roya

cual camino de monja temerosa  a la foya

por donde tu alma trepo  rumbo carmelitano

.

Mío, es no blasfemar vivir sin ti es  calvario

siento melancolía  dolor que es evidente

se quedó prisionero mi diario solitario

.

Déjame apacentar descalzo indiferente

ahora vago solo,  por nuevo calendario

quiero con estos versos, decirte, MI ALMA SIENTE.

.

.

Dr. Rafael Mérida Cruz-Lascano

Hombre de maíz, 2009

Guatemala. C. A

19 noviembre

 

 

Poverello: Sobrenombre dado a San Francisco de Asís.

Arcadas: Ascos, deseos de vomitar. Vomito fúnebre.

Roya: HONGO QUE AFECTA AL CAFETO. Aquí representa  al pecado.

Foya. Cavidad en la tierra/ .Ref. Hoya/Emula, imita al purgatorio.-

 

Ver métrica de este poema
Llevate gratis una Antología Poética ↓

Recibe el ebook en segundos 50 poemas de 50 poetas distintos


Comentarios2

  • Mariela Briceño Fuentes🦄

    Un gran placer leerle. Hermoso, gracias por tan bellas letras, aunque percibo una profunda tristeza, mi estimado poeta.

  • Rafael Merida Cruz-Lascano

    Muchísimas gracias, Mariela . La tristeza que no se esconde, se debe a que Amparito cumple hoy 19, un año y cinco meses de su retorno a la casa celestial.

    Gracias, gracias, gracias.
    Rafael.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.