Amber

IMAGINA...



LETRA

 

Imagina que fueses el dios

de los poetas sangrantes,

imagina los versos infinitos pensándote,

adorándote, vertiendo su sangre.

 

Imagina que volases sobre

los oscuros pensamientos,

con un gesto, una mirada,

pudieses atormentar a las tormentas pensantes,

pudieses aclarar nuestro cielo juicio.

 

Imagina que sintiendo los latidos del mar

te sintieran los peces, los moluscos, los crustáceos,…

os sintieseis juntos y pudieseis conversar,

romper fronteras con versos danzantes.

 

Imagínate rodeado de soñares,

sirviéndolos en bandejas doradas,

imagina las súplicas desechas,

los ruegos dormidos,

los lamentos ajusticiados.

 

Imagina que mirando al abismo te viese de vuelta,

imagina que os besaseis entre calores

desesperados y fríos vacíos,

que os comprendieseis como nadie

y os aceptaseis como nunca.

 

Imagina que surcases el arcoíris

de norte a sur, de este a oeste,

en busca de tesoros de oro y plata,

de la suerte imaginaria

de la que todos carecemos.

 

Imagina los albores del tiempo,

puros, caóticos, desordenados, estruendosos,…

pero pacíficos, bellos, silenciosos,…

voces en el antiguo desolado,

sin nadie que las escuche, apagadas.

 

Imagina que les dieses vida con tus latidos,

como espectador de lo nunca visto,

como oyente de lo nunca oído,

como palpante de lo nunca tocado.

 

Imagina, imagínate divino,

dios de cada sílaba silbante,

señor de sonetos y odas,

general de haikus y canciones,

de elegías, de letrillas, de madrigales, …

 

Imagínate junto a la diosa Inspiración,

dándonos sentido a los mortales,

a tus siervos poetas de pluma perecedera,

desplumándonos con cada verso minuto.

 

Y mientras se nos caen las plumas tejedoras,

imagínate los miles de poemas olvidados,

sepultados por el tiempo, apartados del recuerdo,

imagina que dolor sentirlos a la mayoría perdidos.

 

Pues esta es la realidad de tus siervos,

meros peones de tu amante Inspiración,

esclavos, cautivos, prisioneros

de una dicha que a pocos corresponde,

que a muy pocos destaca en este guión.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.