liberando.mi.mente

Depresión

Donde las almas caminan sin saber dónde van,

 

el silencio habla sin saber lo que dice,

 

las penas llaman conversación a su locura,

 

tranquilidad, silencio, penumbra,

 

un mundo de almas sin luz,

 

el ruido no molesta,

 

el tacto no se siente y los sentidos van al ritmo de músicas diferentes,

 

a veces oigo una voz,

que me atrae, quiero ir,

 

abro los ojos y está todo oscuro, quiero correr y mis piernas no andan,

 

quiero gritar y la voz no me sale,

 

quedo flotando en el infinito, esperando un puntito de luz,

que no llega jamás.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.