rome55

Piedras, rocas

Piedras, rocas, colinas y cerros.

Enhiestas y cortantes que se despedazan ante el contínuo bombardeo por aire, mar y tierra.

Se fragmentan y destruyen todo a su paso, y matan hombres, plantas, animales.

Sólo el silbido a veces nos indican que la muerte se acerca oculta por la niebla y la lluvia.

Las noches de luna llena y estrellas espléndidas permiten ver la lejanía de las alturas y del mar.

En cambio, cuando nuestro satélite se oculta, lo sombrío, la ausencia nos encuentra en soledad, sólo acompañados por mustios arbustos mojados por la lluvia pertinaz y constante.

 

Comentarios1

  • ivan semilla

    Un no a la guerra contundente!!
    tantas vidas se llevan de esta naturaleza.
    Inmejorable denuncia.
    abrazo al alma



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.