Christian Alondra

Marea negra

Encuentra un poco de brasa

entre mis sombras.

Un poco de tu fuego,

compárteme tu boca.

 

Llama infértil

de tu vida.

Que de ti

me consumo,

y sin ti

me inundo.

 

Y no quiero

esta agua negra

que sabe a ahogo.

 

Deshazme la parálisis.

Sécalo todo.

Fíltrame las venas

de petróleo espeso.

Combustiona mi fondo.

 

Sol baldío,

luz de flama,

acuéstate conmigo.

Que queme.

Incinérame 

las entrañas.

 

Porque soy herida

húmeda y abierta.

Cauterízame.

Hazme costra

en el rayo de tus dedos

y en las brasas

de tu boca.

Comentarios1

  • El principe de las letras

    Que profundo y potente este poema, se nota la fuerza y pasiĆ³n con la que fue escrito



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.