celis maldonado

Frente a esa sombra que conozco,

bajo la rugosidad de tu piel 

sobre la que mis ojos se  extravían, 

de esa simple extensión de mi boca,

que traspira beso y agua, pido mi tregua. 

De esos dos astros que devoraron 

de mi frente los sueños,

de esa corteza que se tendió sobre mi 

y amasó con su sal mi llanto.

De ese ser que me enseñó el vuelo 

el canto para mi jilguero mujer.

Para ese que enlutó mis primaveras,

ese mismo que no vestirá mis inviernos,

ese para quien fue el obsequio de mi corola,

y  es la remembranza con mi aliento.

Sobre su recuerdo si no sobre su cuerpo

allí quiero dormir y descansar, 

descansar y dormir de los combates eternos. 

Comentarios3

  • VOZ DE TRUENO

    Ese "Tú" que trasciende en los tiempos, lejos pero siempre presente.

    Digno de tu inspiracion.

    Saluditos

  • Augusto Fleid

    impresionante colega

  • -JOMAB-

    Intenso y emocionante poema amiga poetisa.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar [email protected] Regístrate aquí o si ya estás [email protected], logueate aquí.