Jordina

UNORTHODOX

 

Tu libertinaje es mi amuleto. 

Lo llevo intrínseco en los muslos 

Calentándose con el estupor de tu aliento. 

Como máquina de vapor que derrite la estepa de mi fuero. 

 

Te siento reververarme los órganos con ahínco 

La anarquía de tus manos destierra mis anhelos. 

quemarropa te declaro el bullicio de mi lengua viva 

Como clave inresurrecta de mi luz de estraperlo. 

 

Me sublevo inortodoxa, contra el que dice que no debo. 

De la saña que fortifica tu patrimonio 

ubicado en las palmas consternadas de un ocaso, 

Cuna del polvo resiliente de tu oscuro ego. 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar [email protected] Regístrate aquí o si ya estás [email protected], logueate aquí.