Francisco Dreamer

En Omán

Llaman a las moradas de la muerte

los niños de las estampas de San Pedro,

viven demasiados horizontes dentro

de sombras rencorosas y locas

no me atañen los vínculos obtusos

llenos de asco de los comensales

no sabía que esa mujer era tan linda

lo que si sabía era que en Omán

se hacían carteras con las vaginas de sus muertos

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.