Nelly Castell

Embriagada



Embriagada

 

 

Anoche qué derroche de aventuras

no consagradas,

me di miles de volteretas

apretando a mi almohada,

deseé hasta morderla de placer,

porque afuera llovía

y a ti no te podía tener,

fueron instantes tan intensos

que al sentir el amanecer

que abrigaba los instantes

 no pude hacer otra cosa

que dar vueltas en la cama,

bañé mis ganas con tus recuerdos

y comprobé de nuevo

¡Cuánto por tí suspiraban mis ansias de amante!

 

NellyCastell



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.