Leoness

Ella se acerca...

Ella, se acerca con paso decidido,

es inquieta, agradable,

es risueña, ingeniosa,

… ella, ¿me recuerda?...

es…¡tan afectuosa…!

 

Me saluda, me da un cariñoso beso,

la proximidad de su cuerpo, me hace,

sentir, un ligero estremecimiento,

 

Su fragancia, embalsama mis pensamientos.

es… bella, salerosa, agradable,

es…,no puedo resistir,

a sentir…

 

Coge mi mano, me invita a seguirla,

no ofrezco resistencia, ¡voy flotando!

 

Su atractivo semblante, me atrae,

me abstrae,… ¡irresistible!…

 

Ella perece adivinar,

lo que yo siento,

lo que yo imagino,

lo que yo espero…

Fija su mirada en mis ojos, yo evito,

me dirige dulces palabras, yo medito.

 

Al preguntarme, ¡no sé qué decir!,

 

Una fragancia envuelve el ambiente,

reconozco al instante… ¡es óleo!

 

Ella tiene una agitada vida,

y mucho trabajo

ella, también, es artista del “óleo”.

 

Me acerca a sus obras, y ¡sorpresa!,

mi retrato, entre sus obras, ¡no sé qué decir!,

¡no me lo imaginaba!, siempre creí,

que, yo, era algo pasajero para ella…



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar [email protected] Regístrate aquí o si ya estás [email protected], logueate aquí.