Yo soy Araceli

MI SEÑOR

A sus pies mi señor...

permíteme ser su desveló                                          hoy te entregaré mi cuerpo                                      para que puedas saciar su locura, su sed de perversión.

Cierre sus ojos, abra su alma, que la pasión ponga traba a la razón. Que su corazón calle a su mente.

Tratame cómo su peor enemiga...                  Muérdame la boca, inhala de mi perfume embriágese de mí.                                                        De la esencia de ébano, como cáliz perpetuo.       de su ser.

Pierde el sentido del tiempo, tus manos saben por dónde guiar aquel pervertido ser. Por caminos estrechos, que con mis manos abriré paso a su desliz.

Mi señor a sus  pies...                                                 no tenga piedad.                                                        Sus manos saben cómo peinar mi húmeda cabellera, en redando sus dedos estrujando, llevando al placer, una mil veces más.        Sintiendo aquellas venas engrosar en                      mi garganta, el manjar que brota de usted...    delicia desbordante con la fuerza que estallas y sus gritos de placer.

Usted disfrute de la bella vista, del.                    sabor cálido de la humedad de mí ser,                  que las mordidas agitan mi sentir,                            su boca quiere comerla a besos        descontrolados, cuándo mis gemidos                      lo desesperan, aquella lengua se                  convierte en una herramienta.                                muy útil para esas profundidades.

Sé que le encanta tatuar la pared                            con la humedad de mi cuerpo, pueda                azotar mis nalgas, apretar mi cuello,               morder  mi espalda gritarme que                            soy su puta, que usted es mi dueño.           

Póngame en cuatro, ábrame                                      las nalgas, entré sin piedad.                                    que  mis gritos afloren con cada                      movimiento, tire de mis cabellos,                  cabalgue a su potra.       

Sienta otra vez, el desborde de                                 su manantial, que su gemir                                       en dulce  mis oídos,  erizando mi piel,                    Ya cansado calme su agitado corazón duerma sobre mi pecho, acaricie sus montanas beselas saboreando con ternura volviendo a nuestra realidad.

 

#CHOCOLATITOARMG 

 

22/12/2029

 

Comentarios5

  • Raúl Carreras

    Uffff, aún estoy recuperándome...

    • Yo soy Araceli

      Ja ja ja es la idea , gracias por leer.

    • Mauro Enrique Lopez Z.

      Que Bonita tus letras me encantó hacerlo saludo desde Manta Ecuador cuidece y su familia bendiciones

      • Yo soy Araceli

        Muy amable por leer, gracias por los saludos, bendiciones .

      • Joel Torres

        Una nueva version?

        • Yo soy Araceli

          Quizá, he perdido varias cosas

        • Lualpri

          Bueno.... que calor!!! jajaja

          Gracias y pasa unas muy felices fiestas junto a tus seres queridos.
          Un abrazo.

          Luis.

          • Yo soy Araceli

            Wow jajaja, espera que te daré más calor ja ja, gracias por leer, por tu cálido saludo, bendiciones.

            • Lualpri

              Ya está haciendo demasiado en Buenos Aires, no más por piedad!!! jajaja

              Un abrazo.

            • Hay 2 comentarios más

            • alicia perez hernandez

              HERMOSA PERVERSION EN BELLOS DE PRECIOSOS VERSOS...
              SALUDOS POETA.
              FELIZ NAVIDAD!!

              • Yo soy Araceli

                Gracias que bueno que le guste, saludos un fuerte abrazo de luz.



              Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.