Julio Noel

En las radiantes mañanas de abril

En las radiantes mañanas de abril

el carmín aspiras de tus aromas,

mientras tu suave fragancia sonríe

en los rojos rubíes de la aurora.

Tu mirada suspira en el azul

nostalgias que el corazón rememora

de otra mañana radiante de abril

en que el amor murió entre las olas.

Lágrimas ardientes caen de tus ojos,

cual rocío en los labios de una rosa,

que quisieran besar en tus pétalos

el dulce carmín de tus aromas.

¡Radiantes mañanas del mes de abril

que me traéis remembranzas de otrora,

dejad que la azul brisa se lleve

las fragancias a un verde mar sin olas!

 

Aromas de nostalgia



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar [email protected] Regístrate aquí o si ya estás [email protected], logueate aquí.