Malú

Arrasar con tu yo interior…

Pasaron décadas y aun así la vida me presenta nuevamente el amor del ayer,

El anhelo firme de conservar presente la cálida pasión por ti,

Y sí, se pretende continuar viva ese fuego de amor,

Ráfagas de luces como el arcoíris que son guía en este sentimiento,

Fuiste guía en esos días donde todo fue sombrío,

Al menos en ese instante se me hizo sencillo caminar por el sendero del amor,

El sendero de la vida, de las mil carcajadas y mil llantos sin un porque.

Podéis ver las diferentes etapas que encierran la vida,

Pues los seres humanos son lo únicos que lloran dos veces por tropezar con la misma roca.

Y seguro hoy te regocijas feliz y mañana despiertas enojado con todo el mundo,

Y por la noche simplemente quieres comerte al mundo pese al bofetón que te dio el día.

Estoy completa, tengo los cinco sentidos para serle frente y seguir en este transitar de la vida,

La vida será siempre mi aliada,

El ser que no me dará la espalda, pues mi amigo leal es mi propio yo,

Oye [email protected], escucha tu yo interior,

Oíd, escucha que te amo!!!

Abramos nuestro yo interior para escuchar los vientos que llegan,

Llegan con la certeza de quedarse pero con una bandera que flamea paz,

Los días se harán bienaventuradas porque existimos.

El coraje se adueña de nuestro ser, para quedarse y comerse al mundo.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar [email protected] Regístrate aquí o si ya estás [email protected], logueate aquí.