WILFREDO MEZA L.

BIM, BOM, BAM, QUE EMPIECE EL PLACER...

                                              Bim, bom, bang que empiece el placer

 

 Abre tus piernas, cojo un par de linternas, quiero oler ,saborear y degustar esa concha, quiero darte hasta sacarte roncha, esa frambuesa y con mi lengua tiesa, esa menta peluda, de la manera más ruda, negra, abierta y mojada, con mi lengua bien encajada, con mis  dedos y mi pene,  de  placer te llene, levanta las piernas que  te aviento el miembro duro en ese tu hueco oscuro, el poderoso apodado pinga, que una vez izo gritar a una gringa, está sedienta ,hambrienta de tu concha, de tu rostro, de tu cuerpo y para comerte no necesito cubierto, ponte de rodillas y acaríciala, con tus labios amala y con tu boca en forma de “O”, mámala… chúpala, succiónala, canta una canción, será toda una sensación, hazle cosquillas con tu traviesa lengua y quizás pronto me venga, dale pequeñas mordidas, no olvides también las lamidas, baja  a los huevos chúpalos, chocoleados, estrújalos y  que se pongan duros como búfalos, juega vóley .futbol o lo que sea y yo esta gran película vea, a ese par de pelotas, pídeles leche , tú ya hiciste que me arreche, pídeles semen ,para que tus ansias llenen ,esperma, aunque chorree por mi pierna, ese que  lo tomas y lo saboreas cuando eyaculo, después de follar tu hermoso culo, ponte en cuatro, como perro, como loba, ya pusiste a arder toda la alcoba y ahí voy ,te empujo  mi bastón ,mi pene, mi verga, cojudeces: viagra u otra hierva, igual da, te lleno de placer y así puedas vencer, tu armonizas el cuarto y el el ambiente con tus bellos gemidos, luego de tantos besos y lamidos, tonadas de alegría que no se comparan ni con la mejor melodía, gemidos de placer y felicidad, libres de toda maldad, vamos que te daré tu segundo ,tercer y cuarto orgasmo, lo hare en nombre de tu novio Erasmo, por ser mujer el orgasmo lo disfrutas por doquier, golosa y loba, como retumba la alcoba, perra, princesa y diosa, tu como siempre muy amorosa. Ahora abre la boca y que jueguen nuestras lenguas, quiero que de nuevo te vengas, succiones y chupadas, no necesitamos miradas ,besos y caricias también…pues que gane el placer y que llegue a cien, nuestras lenguas de fuego entrelazadas y abrazadas, qué bello es verlas a las dos amadas, torcidas entre sí, en medio de un intenso frenesí, dame tu culo, tu ano, ese que acaricio con mi mano, tu hermoso hueco, para un anal y saciar mi deseo carnal, un  beso negro y una eyaculada también, eso nos hará mucho bien… Bim, bom, bang  que empiece el placer…ver oler y ser…¡carajo te quiero coger!…


Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.