Carlos Gustavo Gerez

La espera

En la oscura soledad de esta habitación,
Me desvela tu promesa de venir a verme
Y pensando en tus labios de fresa fresca no cerrare mis ojos, Tan sólo por verte,
Dejaré la puerta abierta, ya sabes tu, puedes venir cuando quieras,
Buscaré tu cilueta entra las sombras, y entre los sonidos de la madrugada, yo escucharé tus pasos qué vienen a mi encuentro
Ansioso corazón enamorado pronto acabará tu triste soledad,
Quisiera poder acelerar la horas, que la Luna y ese hermoso cielo estrellado se retiren y que llegue el alba solo para verte mi amor,
Pero la noche será larga, lo se,
Y sólo me encuentro en esta habitación pensando como hare para darte mil besos, aquellos que aun no te Di, que te los debo, aquellos que me faltan para seguir viviendo.

Agoniza lentamente la noche, y yo ni siquiera tengo sueño.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.