angelcesar

Volcán en un lamento (soneto alejandrino con estrambote)

VOLCÁN EN UN LAMENTO

Puedo inferir, herido, por esos ojos claros
de mirada perdida atraída al desván
del presente archivado, la suma de disparos
al blanco que en silencio acallan al desmán.

Yo puedo colegir, a través de tus faros
clavados en la nada que miran con afán,
la búsqueda incesante con ritmos tan avaros
de ese lozano dueño surgido de un volcán.

Ahora solo quedan los restos de cenizas
de aquel antiguo cráter barridas por el viento
tan débiles y frágiles que abonan las chamizas.

Será que aquellos ojos fijos y sin aliento
ocultos por la lava no vieron hecho trizas
a un corazón agónico; volcán en un lamento.

Y su final, en lento
desenlace, presiente que no será feliz,
pero estará latiendo si existe otro cariz.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.