VICTOR SANTA ROSA

DE DOS NO DE UNO.

DE DOS NO DE UNO.

 

La luna se va sin la noche,

como el día se va en el Ocaso

así un gemido sin reproche,

es como un adiós sin abrazo.

 

La mar no camina en su paso,

ni el sol enciende en tinieblas

y así en solar yelmo y raso,

hacen ausencia las hierbas.

 

Una lágrima sin llorar

y un suspiro sin destino,

es como sendero sin andar

o ilusión que nunca vino.

 

Y cual nube en cielo bruno,

que abruma hasta el infinito,

el amor si es solo de uno,

no tendrá un final bonito.

 

Es que es tan inaudito,

el amor en singular,

nunca podrá arraigar

por liviano y fortuito.

 

Autor: Víctor A. Arana.

(VÍCTOR SANTA ROSA)

Agosto 1 del 2020.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.