Carlos Hector Alvarez

Lo nuestro



El día de tu adiós,

el día que te fuiste de mi lado

tu nombre y tu figura

se hundieron

en el fondo oscuro

de los recuerdos perdidos

Muchos años han pasado

desde entonces

nunca más volví

a pensar en ti

Ayer, hojeando un libro

de poemas que escribí

en mi ya lejana juventud

te encontré, dibujando

una sonrisa

en el blanco y negro

de una fotografía

Me llené de ternura

al recordar que fuiste mía

en una vorágine de amor

de pasión y de locura.

Pensé ¿Qué será de tu vida?

¿encontraste el amor

que no te pude dar?

¿recuerdas que te di

mi alma, mi cuerpo

y el amor que había en mí?

Dos lagrimones como perlas

surcaron mi piel

como para decirme

olvídala ya, no vale la pena.

 

 

 

 



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.