Jhony Salgado

Somos...

Y…
No éramos uno para el otro
cedimos el día en que tu mirada
y la mía se cruzaron de repente.

Traíamos un corazón marchito, pero;
yo era el invierno y tú traías el sol
combinamos, para florecer.

Decidimos quedarnos,
porque ante aquel primer beso
huir no era una opción sino;
una decisión, y hoy; somos.



Para poder comentar y calificar este poema, debes estar registrad@. Regístrate aquí o si ya estás registrad@, logueate aquí.